lunes, 23 de mayo de 2011

DRY - Bruselas

Cuando el martes 17 por la noche hice click en "me gusta" en la página de Democracia Real Ya - Bruselas, éramos 30 seguidores. Al día siguiente éramos casi 1000, y ahora, cinco días después, 1600. Huelga decir pues que la acogida del movimiento 15-M por parte de los españoles afincados en Bélgica ha sido masiva, mucho mayor incluso que en algunas ciudades españolas. 

Lo primero que se hizo fue convocar una manifestación para el viernes, en la que los españoles demostramos, trabajando a contrarreloj, que podemos ser muy organizados y eficientes si queremos. En tres días se habían conseguido pancartas, pegatinas y manifiestos en varios idiomas. A la manifestación acudieron alrededor de 700 personas, hecho que me sorprendió gratamente, ya que no esperaba una repercusión tan amplia estando en el extranjero - claro que tampoco esperaba que una manifestación de un domingo por la tarde pudiera desembocar en Villa Sol. Durante la concentración, que tuvo lugar en la plaza Frère-Orban, junto a la Embajada de España, se leyó el manifiesto de DRY en español y en francés, se golpearon cacerolas y se gritó, se gritó mucho y muy alto. Después la manifestación se transladó a Schuman, lo que dio un poco de visibilidad al asunto. En Schuman se improvisó una asamblea en la que se propuso básicamente organizarse entre las diferentes ciudades de Bélgica. 
Hay que decir que la cobertura mediática fue bastante extensa, y eso siempre es de agradecer.

Al día siguiente, sábado, se celebró una asamblea, de nuevo en Frère-Orban, en la que se habló de crear comisiones de trabajo, de elaborar unos objetivos claros, y de coordinarse con Madrid y otras ciudades. Tras una reunión general, la gente se separó creando cuatro comisiones: Extensión Internacional, Acción, Contenidos y Comunicación. Tras esto, se volvió a reunir la asamblea grande para discutir lo acordado. 

Esta mañana, domingo 22-M, una semana después del gran comienzo, los españoles indignados hemos ido a "votar" a Bruselas, de forma simbólica, claro. Delante de la Bourse, se ha improvisado una mesa electoral casera, en donde cada uno ha votado, con la boca amordazada,  por los cambios que creía necesarios, tras lo cual se han leído todos los votos-propuestas en voz alta. 


Ese es el espíritu.

2 comentarios:

Bichu dijo...

Me han dicho que te has erigido como líder revolucionario por aquellos lares. Me alegro por ti xD Pero tengo la duda existencial de cuál es el futuro que le ves al movimiento. Yo al menos, desde aquí, poco; y eso que voy a las movilizaciones xD

El Escritor dijo...

viva!